El foro Plural
Si quieres disfrutar de todos mis tutoriales, Regístrate.

La Didaché: documento de los orígenes del cristianismo

Ir abajo

La Didaché: documento de los orígenes del cristianismo

Mensaje por rubmir el Lun Mayo 28, 2018 11:06 pm

Todo estudioso de la Biblia conoce las epístolas paulinas, pero hay otro documento contemporáneo a ellas que nos da una idea de cómo era el cristianismo primitivo, el Didaché:



Lo bueno es quie entre sus preceptos morales se incluye no abortar. Leamos:


https://es.wikipedia.org/wiki/Didach%C3%A9



A continuación del segundo título comienza la sección moral, que abarca los seis primeros capítulos de la obra. Esta sección describe la preparación a la que debían someterse los gentiles que deseaban entrar en la comunidad del didaquista. La perspectiva del escrito es la de una comunidad judeocristiana106​ que regula la admisión y socialización de conversos gentiles.107​ Ingresar en una comunidad judeocristiana no era sencillo para un pagano debido a las diferencias religiosas y morales existentes entre ambas culturas. El paganismo era un universo religioso de carácter politeísta donde convivían cultos muy dispares. Se adoraba a los dioses del panteón grecorromano, a los dioses locales, a los dioses familiares, a los dioses naturales (fuentes, montes, etc). Dentro de este mosaico de credos, el judaísmo y el cristianismo eran religiones muy particulares, pues no sólo creían en un único Dios sino que se negaban a prestar culto a otros dioses, en particular a los emperadores. Otro aspecto diferenciador era la moral, más relajada en el mundo grecorromano. El aspirante en ciernes debía abandonar buena parte de sus costumbres, con la ruptura social consiguiente, y adoptar formas de vida más estrictas. La preparación era larga108​ y tutelada por maestros109​ que se servían de esta sección de la Didaché para enseñar los nuevos compromisos. El núcleo de dicha enseñanza estaba formado por la llamada Instrucción de los dos caminos, un dualismo ético (bien-mal, vida-muerte, luz-oscuridad) presente también en varios escritos judíos110​ y cristianos,111​ que comienza:112
Existen dos caminos: el de la vida y el de la muerte. Bien diferentes son (Did 1,1).
La noción de los dos caminos había arraigado en el judaísmo a través de un pasaje del Deuteronomio: «Hoy pongo ante ti la vida con el bien, y la muerte con el mal» (Deut. 30,15).113​ También con este pasaje de Jeremías: «Yo pondré ante ti el camino de la vida y el camino de la muerte» (Jer. 21,Cool.114​ Desde la tradición judía pasó luego a la cristiana de forma que, a partir de entonces, convivieron recensiones judías y cristianas de la misma enseñanza, más o menos diferentes. La versión del manuscrito H54 contiene, por ejemplo, un bloque (Did 1,3-2,1) que no figura en algunas versiones cristianas como la traducción latina (Doctrina apostolorum), la arábiga (Vida de Shenudi),115​ o la adaptación griega contenida en la Epístola de Bernabé,116​ aunque sí está en el papiro Oxirrinco 1782.117​ Este bloque se conoce como sección evangélica porque expone material próximo al Sermón del Monte de Mateo118​ que podría proceder119​ quizá de la Fuente Q, hipotética predecesora de ambos.


Representación del Sermón del Monte en la iglesia de San Mateo de Copenhague.
La primera parte describe los valores éticos positivos de la comunidad –el camino de la vida– y después se trata su contraparte negativa –el camino de la muerte–. Según se indica en la obra, el camino de la vida tiene por primer mandamiento amar a Dios sobre todas las cosas y al prójimo como a uno mismo (Did 1,2), no hacer a los demás lo que no se desea para uno mismo (Did 1,2), amar a los enemigos (Did 1,3), evitar las pasiones carnales (Did 1,4), poner la otra mejilla (Did 1.5), dar la túnica además del manto (Did 1,5), dar limosna pero que, antes, «sude en la mano» (Did 1,6).
El segundo mandamiento consiste en no matar, no robar, no corromper, no fornicar, no hacer magia, no abortar (Did 2,2), no perjurar, no calumniar (Did 2,3), no hablar mal (Did 2,4), no ser avaro ni soberbio (Did 2,6), no odiar (Did 2,7), no ser irascible o envidioso porque eso conduce a la disputa y al homicidio (Did 3,2), no ser voluptuoso porque eso conduce al adulterio (Did 3,3), no ser adivino o astrólogo porque eso conduce a la idolatría (Did 3,4), no ser embustero o avaro porque eso conduce al robo (Did 3,5). Ser manso porque los mansos «heredarán la tierra» (Did 3,7),120​ paciente, misericordioso (Did 3,Cool, justo, humilde (Did 3,9), saber que nada sucede sin Dios (Did 3,10).
La Didaché insta a tener presente a los que anuncian al Señor (Did 4,1), acercarse a los santos (Did 4,2), no provocar cismas (Did 4,3), corregir a todos sin distingos, no vacilar (Did 4,4), ser generoso (Did 4,5), compartir los bienes (Did 4,Cool, educar a los hijos en el Temor de Dios (Did 4,9), el amo no debe ser duro con los esclavos (Did 4,10) y los esclavos deben obedecer a sus amos «como imagen de Dios». Se debe odiar la hipocresía (Did 4,12), guardar los mandamientos (Did 4,13), confesar las faltas en la asamblea (Did 4,14). Concluye diciendo:
Este es el camino de la vida.
A continuación describe el camino de la muerte, donde el didaquista parece enumerar las prácticas paganas que resultaban más abominables para judíos y cristianos.121​ Según la Didaché, el camino de la muerte está hecho de asesinatos, adulterios, fornicaciones, robos, idolatría, magia (Did 5,1), persecución de los justos, amor a la mentira, asesinato de niños, desconocimiento de Dios, injusticia de los jueces, olvido del necesitado, defensa de los ricos, crueldad con el pobre (Did 5,2). Concluye diciendo:
Alejaos de todo esto (Did 5,2).
Después de la Instrucción de los dos caminos, el didaquista se dirige al iniciando, exhortándole a que nadie le desvíe del camino de la vida (Did 6,1). La expresión utilizada para describir esta observancia es «llevar el Yugo del Señor», y asegura: «Si puedes llevarlo, serás perfecto. Si no, haz lo que puedas» (Did 6,2). Esta tolerancia final de la instrucción sugiere una estrategia más o menos organizada para acercar la religión cristiana a los gentiles, muchos de los cuales se sentían atraídos por la simplicidad del monoteísmo pero sentían rechazo hacia ciertas prácticas propiamente judías como la circuncisión. La estrategia consistiría en ofrecer el cristianismo sin las obligaciones derivadas de una observancia completa122​ de la Torá judía (el Yugo del Señor).
avatar
rubmir
Magister Doctor
Magister Doctor

Mensajes : 4177
Fecha de inscripción : 11/11/2017

Volver arriba Ir abajo

Re: La Didaché: documento de los orígenes del cristianismo

Mensaje por Invasor el Jue Jun 14, 2018 11:38 pm

@rubmir escribió:Todo estudioso de la Biblia conoce las epístolas paulinas, pero hay otro documento contemporáneo a ellas que nos da una idea de cómo era el cristianismo primitivo, el Didaché:

- Es cierto, la Didaché es contemporánea del primer canon NT (muratori). Los dos son del siglo 2 y los dos se empezaron a construir a finales del siglo 1.

Las partes auténticas de las epístolas de Pablo (sin retoques:  interpolaciones, supresiones, agregados y re-ubicación de textos) son más antiguos pero es difícil asegurar cuáles son y su interpretación puede estar distorsionada por el contexto en que se conservan.

En cambio la Didaché (o "Memoria de los Apóstoles") no parece estar retocada.  

Muy interesante! Veamos...

@rubmir escribió:https://es.wikipedia.org/wiki/Didach%C3%A9

A continuación del segundo título comienza la sección moral, que abarca los seis primeros capítulos de la obra. Esta sección describe la preparación a la que debían someterse los gentiles que deseaban entrar en la comunidad del didaquista. La perspectiva del escrito es la de una comunidad judeocristiana106​ que regula la admisión y socialización de conversos gentiles.107​ Ingresar en una comunidad judeocristiana no era sencillo para un pagano debido a las diferencias religiosas y morales existentes entre ambas culturas. El paganismo era un universo religioso de carácter politeísta donde convivían cultos muy dispares. Se adoraba a los dioses del panteón grecorromano, a los dioses locales, a los dioses familiares, a los dioses naturales (fuentes, montes, etc). Dentro de este mosaico de credos, el judaísmo y el cristianismo eran religiones muy particulares,

- La perspectiva del escrito NO es el de una comunidad judeo-cristiana.
Está redactado en lenguaje con esa intención pero todo el documento está escrito desde la perspectiva del Sacramentum (= Misterium) de las religiones de Salvación (soteriológicas).

El documento es litúrgico, su interés central es la fundamentación de los dos ritos cristianos: el bautismo y en especial la comunion cristiana.
Esa es la médula y el propósito del libro que fue compuesto por el Presbisterium de la Iglesia cristiana de Roma, esto es, los ancianos venidos del paganismo que sin dudas continuaron profesando y que introdujeron en la liturgia de la naciente religión.

Los judios no se bautizan.
Mucho menos comulgan con ningún dios de salvación.
La moral judía es entre judíos, NO "erga omnes"., el prójimo de un judio es otro judío, no un "goyim", los judios admitían la poligamia, el adulterio sólo se cometía con la esposa de otro judío, no con la de un goyim; etc.

Por estas y otras razones, discrepo con lo que dice Wiki de "la perspectiva judeocristiana de la Didaché".
No es así ni en lo litúrgico ni en sentido moral: Ni la moral judia es el humanismo universalista helenístico del cristianismo, porque Moisés no tiene nada que ver con Platón.

@rubmir escribió: pues no sólo creían en un único Dios sino que se negaban a prestar culto a otros dioses, en particular a los emperadores. Otro aspecto diferenciador era la moral, más relajada en el mundo grecorromano. El aspirante en ciernes debía abandonar buena parte de sus costumbres, con la ruptura social consiguiente, y adoptar formas de vida más estrictas. La preparación era larga108​ y tutelada por maestros109​ que se servían de esta sección de la Didaché para enseñar los nuevos compromisos. El núcleo de dicha enseñanza estaba formado por la llamada Instrucción de los dos caminos, un dualismo ético (bien-mal, vida-muerte, luz-oscuridad) presente también en varios escritos judíos110​ y cristianos,111​ que comienza:112
Existen dos caminos: el de la vida y el de la muerte. Bien diferentes son (Did 1,1).
La noción de los dos caminos había arraigado en el judaísmo a través de un pasaje del Deuteronomio: «Hoy pongo ante ti la vida con el bien, y la muerte con el mal» (Deut. 30,15).113​ También con este pasaje de Jeremías: «Yo pondré ante ti el camino de la vida y el camino de la muerte» (Jer. 21,Cool.114​ Desde la tradición judía pasó luego a la cristiana de forma que, a partir de entonces, convivieron recensiones judías y cristianas de la misma enseñanza, más o menos diferentes. La versión del manuscrito H54 contiene, por ejemplo, un bloque (Did 1,3-2,1) que no figura en algunas versiones cristianas como la traducción latina (Doctrina apostolorum), la arábiga (Vida de Shenudi),115​ o la adaptación griega contenida en la Epístola de Bernabé,116​ aunque sí está en el papiro Oxirrinco 1782.117​ Este bloque se conoce como sección evangélica porque expone material próximo al Sermón del Monte de Mateo118​ que podría proceder119​ quizá de la Fuente Q, hipotética predecesora de ambos.


Representación del Sermón del Monte en la iglesia de San Mateo de Copenhague.
La primera parte describe los valores éticos positivos de la comunidad –el camino de la vida– y después se trata su contraparte negativa –el camino de la muerte–. Según se indica en la obra, el camino de la vida tiene por primer mandamiento amar a Dios sobre todas las cosas y al prójimo como a uno mismo (Did 1,2), no hacer a los demás lo que no se desea para uno mismo (Did 1,2), amar a los enemigos (Did 1,3), evitar las pasiones carnales (Did 1,4), poner la otra mejilla (Did 1.5), dar la túnica además del manto (Did 1,5), dar limosna pero que, antes, «sude en la mano» (Did 1,6).
El segundo mandamiento consiste en no matar, no robar, no corromper, no fornicar, no hacer magia, no abortar (Did 2,2), no perjurar, no calumniar (Did 2,3), no hablar mal (Did 2,4), no ser avaro ni soberbio (Did 2,6), no odiar (Did 2,7), no ser irascible o envidioso porque eso conduce a la disputa y al homicidio (Did 3,2), no ser voluptuoso porque eso conduce al adulterio (Did 3,3), no ser adivino o astrólogo porque eso conduce a la idolatría (Did 3,4), no ser embustero o avaro porque eso conduce al robo (Did 3,5). Ser manso porque los mansos «heredarán la tierra» (Did 3,7),120​ paciente, misericordioso (Did 3,Cool, justo, humilde (Did 3,9), saber que nada sucede sin Dios (Did 3,10).
La Didaché insta a tener presente a los que anuncian al Señor (Did 4,1), acercarse a los santos (Did 4,2), no provocar cismas (Did 4,3), corregir a todos sin distingos, no vacilar (Did 4,4), ser generoso (Did 4,5), compartir los bienes (Did 4,Cool, educar a los hijos en el Temor de Dios (Did 4,9), el amo no debe ser duro con los esclavos (Did 4,10) y los esclavos deben obedecer a sus amos «como imagen de Dios». Se debe odiar la hipocresía (Did 4,12), guardar los mandamientos (Did 4,13), confesar las faltas en la asamblea (Did 4,14). Concluye diciendo:
Este es el camino de la vida.
A continuación describe el camino de la muerte, donde el didaquista parece enumerar las prácticas paganas que resultaban más abominables para judíos y cristianos.121​ Según la Didaché, el camino de la muerte está hecho de asesinatos, adulterios, fornicaciones, robos, idolatría, magia (Did 5,1), persecución de los justos, amor a la mentira, asesinato de niños, desconocimiento de Dios, injusticia de los jueces, olvido del necesitado, defensa de los ricos, crueldad con el pobre (Did 5,2). Concluye diciendo:
Alejaos de todo esto (Did 5,2).
Después de la Instrucción de los dos caminos, el didaquista se dirige al iniciando, exhortándole a que nadie le desvíe del camino de la vida (Did 6,1). La expresión utilizada para describir esta observancia es «llevar el Yugo del Señor», y asegura: «Si puedes llevarlo, serás perfecto. Si no, haz lo que puedas» (Did 6,2). Esta tolerancia final de la instrucción sugiere una estrategia más o menos organizada para acercar la religión cristiana a los gentiles, muchos de los cuales se sentían atraídos por la simplicidad del monoteísmo pero sentían rechazo hacia ciertas prácticas propiamente judías como la circuncisión. La estrategia consistiría en ofrecer el cristianismo sin las obligaciones derivadas de una observancia completa122​ de la Torá judía (el Yugo del Señor).

- El redactor de wikipedia sólo maneja la teologia cristiana y está influenciado por la historia oficial del cristianismo.
(Por lo menos en lo que ha transcripto rubmir hasta aquí).

Los dos caminos es MAZDEISMO, si influyó a ciertos grupos de la heterodoxia judia está por verse pero sí es cierto que influenció al cristianismo que tomó esa idea dualista del zoroastrismo, no del judaismo con el cual ya no tenía nada que ver.
Ese dualismo lo introdujeron a Roma cristianos venidos del Asia Menor y de cercano oriente (Justino martir era samaritano, p. ej.) que son regiones próximas a Persia y cuyas creencias estaban sincrestizadas.

Tampoco es correcto que para ingresar a las comunidades cristianas fuera necesario pasar por pruebas exigentes como pretende el redactor.
No.
Si eso fuera asi el cristianismo no se hubiera difundido con la rapidez que lo hizo.
Para ingresar al cristianismo era suficiente tener fe y confesarla en el rito bautismal.

Por último: lo que especula el redactor de wiki sobre la circuncisión y lo que dice la Didaché peca de anacrónico. Pero no interesa, es su conjetura y mi juicio acerca de ella.
avatar
Invasor
Veterano Plus
Veterano Plus

Mensajes : 822
Fecha de inscripción : 05/04/2018

Volver arriba Ir abajo

Re: La Didaché: documento de los orígenes del cristianismo

Mensaje por Dorogoi el Vie Jun 15, 2018 12:17 pm

Estimado colega Invasor.
Todas estas cosas que escribes no parecen ser improvisadas sino escritas con conocimiento de causa.

¿Es por hobbie que lo estudias o tiene que ver con tu profesion?

Rubmir y Rusko me sorprenden en muchas de sus deducciones y aportes sobre esto, pero en tu caso se nota una cierta profundidad academica en esto de las religiones y la historia. ¿No seras un cura; no?  cheers  

Un cordial saludo.
avatar
Dorogoi
Magna Cum Laude
Magna Cum Laude

Mensajes : 6117
Fecha de inscripción : 16/05/2017
Edad : 66
Localización : Earth planet

Volver arriba Ir abajo

Re: La Didaché: documento de los orígenes del cristianismo

Mensaje por Invasor el Vie Jun 15, 2018 9:17 pm

No, no, no soy cura, ja ja ja. Ni siquiera fui nunca religioso pero me gusta conocer, por saber nada más.
Saludos!
avatar
Invasor
Veterano Plus
Veterano Plus

Mensajes : 822
Fecha de inscripción : 05/04/2018

Volver arriba Ir abajo

Re: La Didaché: documento de los orígenes del cristianismo

Mensaje por rubmir el Vie Jun 15, 2018 11:08 pm

avatar
rubmir
Magister Doctor
Magister Doctor

Mensajes : 4177
Fecha de inscripción : 11/11/2017

Volver arriba Ir abajo

Re: La Didaché: documento de los orígenes del cristianismo

Mensaje por Invasor el Sáb Jun 16, 2018 4:13 am


- No hay razón por la cual no fuera a admitirla y seguro que si hubiera tenido los recursos económicos la hubiera practicado.
Pero no los tuvo por eso fue monógamo y no debe haber buscado el 3er varón sino probablemente no engendró más después de cumplir con la dúplicación mínima de precepto (1 judío debía tener por lo menos 2 hijos varones para cumplir con "multiplicaos y henchid la tierra...")

Mc dice que los padres de Jesús tuvieron 5 hijos varones lo cual no es imposible pero es seguro que no tenía idea de cuántos hermanos tuvo Jesus.
Lo que sí se sabe es que tuvo uno que se llamó Jacobo (Santiago es el cognomen griego de Jacobo) que fue menor que él.
Probablemente fue el único.
La costumbre judía de la duplicación es el caso de los "doce" donde Andrés y Pedro son hermanos y los Zebedeos son dos hermanos también.

Antes de tener un 3er varón habrían redimido a sus familiares indigentes que sin duda no le faltaban a los padres de Jesus, a él mismo y a los padres de sus discípulos.

Un eco de esa realidad se adivina en el pasaje de la epístola de Santiago que parece indicar que si no se dispone de recursos para redimir parientes de todos modos subsiste la obligación de visitarlos en sus penurias: "La religión pura y sin mácula delante de Dios el Padre es esta: Visitar a los huérfanos y a las viudas en sus tribulaciones"

El llamamiento a redimir familiares era una obligación que tenía todo judío que dispusiera de los recursos necesarios.
Para resaltar esa obligación es que en la novela de Ruth la protagonista es redimida por el hermano del difunto a pesar de ser mohabita.
De esa redención nace David con lo cual se quiere mostrar que YHWH premió al redentor de Ruth con semejante descendiente. (no sólo por ser David lo que es en la mitologia israeli sino porque de David es la estirpe del Mesías)

Por ese motivo se comprende que había que ser muy rico para ser polígamo pues antes de tomar una segunda esposa el judio piadoso tuvo que engendrar dos hijos varones por lo menos, y además tuvo que haber redimido sus familiares
Recién entonces podía tomar las mujeres que pudiera mantener sin que ninguna lo descalzara y escupiéndole la cara señalara su casa como impía.

Deuteronomio 25, 13 "Entonces los ancianos de aquella ciudad lo harán venir, y hablarán con él; y si él se levantare y dijere: No quiero tomarla, 9se acercará entonces su cuñada a él delante de los ancianos, y le quitará el calzado del pie, y le escupirá en el rostro, y hablará y dirá: Así será hecho al varón que no quiere edificar la casa de su hermano. 10Y se le dará este nombre en Israel: La casa del descalzado"



avatar
Invasor
Veterano Plus
Veterano Plus

Mensajes : 822
Fecha de inscripción : 05/04/2018

Volver arriba Ir abajo

Re: La Didaché: documento de los orígenes del cristianismo

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.